La Municipalidad de Diamante trabaja desde el inicio de la gestión en la revalorización histórica y cultural de la Casa del Ejército, donde tiene sus oficinas la Secretaría de Turismo. Se impulsaron trabajos de restauración y remodelación de distintos espacios del inmueble, ubicado en la esquina de Echague y Eva Perón.

Valorizar la historia de diferentes inmuebles de valor patrimonial y que forman parte de la historia y cultura de la ciudad es primordial a la hora de diagramar un plan estratégico de trabajo desde la perspectiva turística.

“La puesta en valor de este edificio histórico patrimonial y que data del año 1927, es parte de nuestra agenda” resaltó Javier Robledo, a cargo de la cartera de Turismo local.

Siendo un edificio importante que se encuentra dentro del Centro Cívico y donde actualmente funciona la Secretaria de Turismo y Cultura, se realizaron trabajos de mantenimiento y recuperación de distintos espacios, ya que había un gran deterioro. Reactivar este lugar está ligado en primera instancia a la recepción de los turistas, que llegan en busca de información y se encuentran con un patrimonio arquitectónico de la primera mitad del siglo pasado. “El circuito turístico de la gente comienza aquí, haciendo un recorrido por el lugar, interiorizándose de su historia y tomándose fotografías de recuerdo” puntualizó el funcionario.

La casona cuenta con una superficie cubierta de aproximadamente 615 metros cuadrados y además tiene un amplio patio donde se permite hacer reuniones al aire libre, presentaciones de eventos y conferencias de prensa.

Característica de la vivienda

Se ingresa por un zaguán finamente decorado con mármol gris, en el cual se han tallado medallones de ambos lados. Este acceso conduce a un hall distribuidor, que se caracteriza por su rica ornamentación que se enfatiza con pintura dorada, tanto en molduras, cielorraso y paredes.

Este salón presenta un vitral curvo traído de Francia, que sigue la forma del muro. A través del hall se accede al “comedor”, hoy oficinas, el que adopta una planta oval poco convencional.

En tanto, el mobiliario como armarios y vitrinas se empotran en la pared siguiendo la forma de los muros.

El frente del edificio posee un diseño ecléctico, destacándose elementos con influencias francesas, como los medallones decorativos, guirnaldas y el óculo oval del baño.

Por su parte, las aberturas se destacan con arcos rebajados decorados y con balcones bajos que presentan barandas de hierro, artísticamente trabajados y pasamanos de bronce.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.