Una primera lectura de la resolución 146 del EPRE (Ente Provincial Regulador de la Energía), que establece los valores de la energía eléctrica para los meses de Agosto, Septiembre y Octubre de 2022, invita a suponer que nada cambia. Al parecer, los precios se mantienen tal cual. Sin embargo, la flamante norma introduce una novedad de enorme impacto en el sector más postergado de la población.

El artículo 1 se limita a explicar que los tarifarios para agosto y septiembre-octubre contienen “los mismos valores aprobados oportunamente” por la anterior resolución del organismo, la 103/22, “excepto para los usuarios categoría Grandes Usuarios de Distribución (GUDIS) con potencias igual o mayores a 300 kW, a los cuales se le modifica la tarifa”. O sea, de manera explícita, en su parte resolutiva la Resolución 146 sólo menciona un incremento por esos “grandes usuarios de distribución”, conocidos en el sector por la sigla GUDIS.

¿Y entonces? ¿De dónde surge el cambio de las reglas de juego para el otro extremo de consumidores, los más pobres? La clave está en los considerandos y, especialmente, en los anexos.

En efecto, en los considerandos se desliza esta expresión: “la tarifa social nacional … regirá hasta el 31 de agosto de 2022”. Y más adelante de nuevo alude a “la extensión de cobertura de la derogada Tarifa Social Nacional, hasta el 31 de agosto de 2022”.

El anexo que lleva el número 1 es el tarifario para agosto. El anexo número 2 es el tarifario que regirá en Septiembre-Octubre. Es en este último donde, cumpliendo lo preanunciado en los considerandos, lisa y llanamente desaparece de cuajo la “tarifa social”.

Imposible suponer que tal desaparición sea un mero olvido, porque la planilla fue expresamente modificada. La columna que en el anexo 1 está titulada “Tarifa social y electrodependientes”, en el anexo 2 pasa a llamarse sólo “Electrodependientes”.Un experto en tarifas consultado por El Entre Ríos confirmó que el organismo provincial ha previsto que en septiembre ya no regirá la denominada “tarifa social”, que sólo en Concordia beneficia hasta el presente a aproximadamente 13.000 usuarios.

Desde comienzos de 2019, por acuerdo del entonces presidente Mauricio Macri con los gobernadores, la tarifa social dejó de ser costeada por Nación para pasar a serlo con fondos provinciales. El beneficio, que el Estado entrerriano ya no soportará desde septiembre, equivale al 100% del precio de la energía para los primeros 100 kilovatios hora de consumo y del 50% para los siguientes 50 kWh.

En el anexo 1, que aún incluye la tarifa social, EPRE precisa que el precio para agosto es de $ 4,09 para los primeros 150 kilovatios hora del consumo de quienes son beneficiarios, mientras que para un usuario común se eleva a 7,35. Esta significativa diferencia de valores desaparece totalmente en el tarifario de septiembre, detallado en el anexo 2. Es decir, desde el mes nueve del año en adelante, todos los usuarios, salvo los electrodependientes, abonarán 7,35. La provincia ya no subsidiará el precio diferenciado de una tarifa social.

Si para entonces no surge de la segmentación y de las nuevas medidas anunciadas por el ministro Sergio Massa algún beneficio que sustituya la Tarifa Social, lo concreto es que los actuales beneficiarios verán incrementado el monto en sus facturas en alrededor del 100%.

“Un usuario con tarifa social que sólo consume 150 kWh paga hoy aproximadamente 1590 pesos al mes y pasaría a pagar 3000”, estimó la fuente consultada por El Entre Ríos.

En el sector eléctrico no hay certezas respecto de lo que vaya a ocurrir. La mejor de las hipótesis es que la desaparecida tarifa social sea compensada por las nuevas políticas tarifarias que surjan de la segmentación, aunque es altamente improbable que el beneficio sea de la misma magnitud. Pero nadie está seguro de nada, porque la provincia no ha hecho ningún anuncio oficial al respecto. De lo que no hay dudas es de que la tarifa social ya no estará vigente en Septiembre, porque así lo dispuso el EPRE, y porque así lo “cantan” los números fríos del tarifario: desaparece el precio de 4,09 y queda sólo el de 7,35. Matemática pura.

Fuente: El Entre Ríos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.