El Gobierno chileno decretó una cuarentena obligatoria en toda el área metropolitana de Santiago tras un aumento en 60% de nuevos casos de coronavirus en las últimas 24 horas, que suman 34.381 infectados desde marzo.

«La medida más severa que debo anunciar es una cuarentena total en el Gran Santiago», donde están más del 80% de los infectados a nivel nacional, dijo el ministro de Salud, Jaime Mañalich, tras reportar un récord de 2.660 nuevos casos de coronavirus y 12 muertos os más en las últimas 24 horas.

La medida implica a comunas de la capital donde habían levantado el confinamiento obligatorio en las últimas tres semanas.

Mañalich calificó de «extremadamente duras» las medidas que tuvo que anunciar y reconoció que «significan un sacrificio, tienen efectos adversos muy importantes y lo relevante es que estas medidas sean respetadas al máximo de lo posible para que produzcan su impacto en el más breve plazo posible».

Según informó el ministro, las restricciones entrarán en vigencia a las 22:00 de este viernes 15 de mayo.

La decisión se tomó luego de que este martes el Banco Central de Chile informara sobre la solicitud al Fondo Monetario Internacional (FMI) de una línea de crédito flexible (FCL) de 23.800 millones de dólares para prevenir los efectos negativos en su economía que pueda causar la crisis sanitaria.

La pretensión de la autoridad monetaria chilena es que el Fondo conceda el préstamo por dos años, una medida destinada a «proteger a las economías ante eventuales shocks externos al proporcionar un acceso amplio y por adelantado a los recursos del FMI», se informó oficialmente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.